Ortodoncia para adultos en Sevilla

No, no eres demasiado mayor para llevar ortodoncia

La ortodoncia es un tratamiento odontológico enfocado en la corrección de problemas de posición de los dientes y su alineamiento. A pesar de los temores y mitos que rodean a esta terapia, la ortodoncia es una alternativa poderosa, confiable y eficaz para solventar una gran cantidad de problemas bucales, sin importar la edad que tengas.

En este artículo, revisaremos las características de la ortodoncia, sus indicaciones, las opciones disponibles, y las ventajas que tienen para tu bienestar.

¿En qué consiste el tratamiento de ortodoncia?

Nuestros dientes están sostenidos dentro de los huesos maxilares por una malla compuesta de unas fibras especiales. Dichas fibras crean una estructura compleja llamada tejido periodontal, que se encarga de proteger los dientes y absorber las enormes fuerzas de la mordida.

Básicamente, la ortodoncia consiste en mover los dientes, haciendo presión sobre las fibras periodontales hasta lograr la posición deseada. Para lograrlo, los ortodoncistas usan alambres, bandas elásticas, o alineadores transparentes de diversos materiales y diseños. Estos dispositivos hacen presión en lugares específicos de las superficies dentarias, empujando, rotando o tirando de los dientes en determinados ángulos y direcciones. De esta forma, la presión constante va desplazando los dientes a medida que se crea una nueva capa de hueso detrás.

¿Cuándo está indicado un tratamiento de ortodoncia?

La ortodoncia es un tratamiento flexible y eficaz que puede usarse en niños, adolescentes y adultos. Es más, está considerado un tratamiento totalmente seguro y confiable para diversas edades y etapas del desarrollo dental.

Adicionalmente, la ortodoncia es el tratamiento ideal para corregir los siguientes problemas:

  • Dientes apiñados.
  • Dientes torcidos o inclinados.
  • Dientes que han erupcionado en posiciones erróneas.
  • Mordida abierta: cuando existe un espacio en tus dientes frontales.
  • Mordida cruzada anterior: tus dientes superiores rozan por detrás de los inferiores.
  • Pérdida prematura de dientes.
  • Dientes adicionales.

Estos, y otros problemas similares, pueden ocurrir gracias a una gran cantidad de factores, tanto genéticos como externos. En consecuencia, llegar a un diagnóstico y determinar sus causas es un paso fundamental en cualquier tratamiento de ortodoncia.

¿Cuáles son los tipos de ortodoncia?

Aunque existen muchos tipos de ortodoncia, hay dos grupos bien formados: los aparatos fijos y los removibles.

El tratamiento ortodóncico fijo convencional consiste en usar alambres de aleaciones metálicas o cerámicas en combinación con bandas elásticas para inducir el movimiento. Si bien estos son el tipo de ortodoncia más frecuente, los aparatos fijos tradicionales tienen sus limitaciones estéticas bien marcadas, así como complicaciones en la limpieza y la alimentación.

Por otro lado, existen los aparatos removibles y estéticos como Invisalign, también conocidos como ortodoncia invisible. Estos dispositivos integran lo mejor de la tecnología y los programas computarizados para lograr una hermosa sonrisa.

¿Por qué escoger una ortodoncia invisible?

El tipo de tratamiento que elijas dependerá en gran medida de las causas del problema y la complejidad del caso. Sin embargo, una parte fundamental lo desempeñan tus objetivos y expectativas del tratamiento. Por esta razón, quizás debas considerar un tratamiento con ortodoncia invisible que te permita solucionar tus problemas dentales sin comprometer tu imagen personal, social y profesional.

Un tratamiento ortodóncico puede prevenir una gran cantidad de consecuencias negativas en el futuro como:

  • Problemas musculares.
  • Problemas de desarrollo.
  • Dificultades para hablar.
  • Complicaciones durante la alimentación.
  • Dolores dentales.
  • Desgastes dentales y otros.
  • Limitaciones estéticas.

De una forma u otra, estamos para proveerte todas las alternativas posibles y encontrar la mejor solución para tus problemas de alineamiento dental; la primera cita es gratuita.